Buscar
  • iaquino1

Harari, el ser humano y los cambios (1)

El conocido historiador y filósofo israelí Yubal Noah Harari concedió una entrevista al emprendedor estadounidense Tom Bilyeu, creador de la Impact Theory University, en la que analiza las destrezas y actitudes necesarias para sobrevivir en la revolución tecnológica.

Comparto, en varias entregas, un resumen de la entrevista:

“La revolución de la inteligencia artificial y la automatización no será un evento único, sino una cadena de revoluciones cada vez mayores. Así que la verdadera pregunta es psicológica: como seres humanos, ¿tenemos la estabilidad mental y la inteligencia emocional para reinventarnos repetidamente?


i se piensa en la rigurosa educación formal del siglo XX, con sus distintos niveles académicos de gran costo y exigencia, estas dos destrezas (estabilidad mental y la inteligencia emocional), que ni siquiera se enseñan, parecen poca cosa. Sin embargo, marcarán la diferencia entre los que se adaptan y los que sucumben al escenario de variabilidad constante que presenta el siglo XXI.


No estamos siquiera cerca del potencial máximo de la inteligencia artificial. La velocidad a la que se desarrolla solo se va a acelerar, probablemente. Así que lo que realmente vamos a enfrentar es una sucesión de revoluciones en el mercado laboral, en las relaciones, en la política y en otros ámbitos de la vida. Tendremos una gran perturbación en 2025, sí. Y tendremos una mayor en 2035, y tendremos una aun mayor en 2045. Y así...

Creo que demasiado de nuestra conversación pública se aboca a los temas equivocados o es en extremo confusa y opaca... Continuará

Harari, el ser humano y el trabajo (2)


En la conversación, el historiador y filósofo Yuval Noah Harari destacó cinco temas que son, en su opinión, las claves para el porvenir inmediato de la humanidad:

1. Nadie sabe cómo será el trabajo en 2040.

Lo primero que tenemos que saber es que nadie sabe realmente cómo va a ser el mercado laboral en 2040.

ú eras un conductor de camiones y ya no eres necesario, pero se creó una nueva demanda de instructores de yoga. Y así el camionero de 40 años se reinventa, aplica los saberes que le pueden servir y adquiere nuevos conocimientos. Es muy difícil, pero de algún modo lo logras. Entonces, 10 años más tarde, ya no hacen falta instructores de yoga. Te tienes que reinventar otra vez, como diseñador de juegos virtuales... Pero diez años más tarde... también esto se ha automatizado. Te tienes que volver a reinventar.



2. La casa de bloque de piedras vs. la carpa

Ya no existe, como a comienzos del siglo XX, una opción segura de profesión. Se sabrá sobre la marcha. Mientras tanto, la mejor inversión no es en --por ejemplo-- una carrera determinada, sino en inteligencia emocional y en equilibrio mental, y en esta clase de habilidades sobre cómo continuar cambiando, cómo seguir aprendiendo. Hay que tener presente que mucho de lo que hoy aprendemos podría dejar de ser relevante en 20 o 30 años.

Si en el pasado la educación se parecía a construir una casa de materiales sólidos, como la piedra, y con cimientos profundos, ahora se parece más a construir una carpa que se pueda doblar y llevar a otro lugar con rapidez y sencillez.


Harari y el ser humano hackeable (3)


El tercer punto que plantea Yuval Noah Harari, de los cinco que entiende son claves para el porvenir inmediato de la humanidad es sobre el desarrollo tecnológico:

3. El ser humano ya es un sistema hackeable

Para Harari, otra gran consecuencia de la aceleración tecnológica es que el ser humano se ha convertido en un animal hackeable, advirtiendo que es algo que ningún sistema totalitario del siglo XX logró: aun si el KGB o la Gestapo te seguían 24 horas por día, escuchando cada conversación que tenías, observando a cada persona con la que te encontrabas, no tenían el conocimiento biológico suficiente para comprender qué sucedía dentro de ti. Y por cierto no tenían el poder de computación necesario para entender siquiera los datos que lograban obtener. Hoy, existe la tecnología que permite descifrar a los humanos como sistema, saber qué pensamos para anticipar nuestras elecciones, para manipular nuestros deseos humanos de manera que nunca antes fueron posibles.


Para hackear a un ser humano solo se necesitan dos cosas complejas: un montón de datos, en particular biométricos y mucho poder de computación para comprender todos esos datos. Esto nunca antes fue posible en la historia... Hoy es posible: hoy las corporaciones y los gobiernos comienzan a poder hacerlo.


Esto se debe a la fusión entre la revolución en biotecnología (por lo que cada vez somos mejores a la hora de entender lo que sucede dentro de nosotros, en el cuerpo y en el cerebro) y la revolución simultánea en tecnología informática... Cuando sumamos las dos cosas, logramos la capacidad de crear algoritmos que me entienden mejor de lo que yo me comprendo a mí mismo. Estos algoritmos no solo pueden predecir mis elecciones: también pueden manipular mis deseos y, básicamente, venderme cualquier cosa, ya sea un producto o un político.


Funte:https://www.diariolibre.com/opinion/am/harari-y-el-ser-humano-hackeable-3-IN21798617


2 vistas

Tel: 809-541-8233

C / San Martín de Porres, No. 14, Ens. Naco, Santo Domingo, D.N. República Dominicana

 

  • Instagram
  • Facebook

© 2019 AGENTE DE REMESAS Y CAMBIO CAPLA S. A Developed by Golden Link SRL